Natasa Lambrou

Muerte

El día de su muerte yo estuve trabajando en la oficina. Él había estado enfermo durante mucho tiempo. Pero nada señalaba que aquel día sería el día de su muerte. Cuando regresé de la oficina, fui a descansar un poco, porque sentía un extraño cansancio.  Y luego, mi tía me llamó. Me dijo que el tío no se encontraba bien. No me dijo nada más. No tenía que decirme nada más. Cuando vi su figura sobre la cama, entendí que eso era el final, un final irreparable. Lo arreglé con la ropa que él mismito me había enseñado. Lo besé y lo dejé descansar en paz. No lloré porque se dice que cuando los vivos lloran los muertos no pueden reposar.

 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Natasa Lambrou.
Published on e-Stories.org on 07.10.2015.

 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Previous title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Lamento" (Short Stories)

Other works from Natasa Lambrou

Did you like it?
Please have a look at:

A Long, Dry Season - William Vaudrain (Vida)